San Manuel González, "eucaristizador" de Huelva

Dar a conocer la figura y la obra del nuevo santo, haciendo memoria de su paso por Huelva como evangelizador-"eucaristizador" de la comunidad cristiana, haciendo de su legado pastoral fermento para el presente y el futuro de nuestra Iglesia.

lunes, 4 de julio de 2016

EL BEATO MANUEL, DOCTOR EN SAGRADA TEOLOGÍA.. LAS ESCUELAS DEL POLVORÍN

EL EXPEDIENTE ACADÉMICO DEL BEATO MANUEL 

GONZÁLEZ,



El 5 de Julio de 1901 recibió en Sevilla el título de Doctor en Sagrada Teología.

Desde septiembre del año 1900 a septiembre de 1901, transcurrieron doce meses decisivos en la vida de D. Manuel. El 23 de septiembre de 1900 recibió el subdiaconado; el 11 de junio de 1901, el diaconado. El 5 de julio de 1901 obtiene el doctorado en Sagrada Teología. El 21 de septiembre del mismo año, recibió la ordenación sacerdotal de manos del arzobispo Beato Marcelo Spínola y Maestre, todavía no cardenal, en la capilla del Palacio Arzobispal de Sevilla. Cantó la primera misa solemne el 29 de septiembre, fiesta de San Miguel Arcángel, en la iglesia de la Trinidad, que había sido la del Seminario hasta el traslado de éste al Palacio de San Telmo, regentada ya por los Salesianos, que habían llegado hacía poco a Sevilla.


La orientación de sus conocimientos teológicos y de su acción pastoral.

Tanto la orientación de sus conocimientos teológicos como la de su vida sacerdotal fueron eminentemente  eucarísticos y pastorales.

De ahí que estuviera convencido de que toda la formación de los futuros sacerdotes había de orientarse hacia la Eucaristía.


EL BEATO MANUEL GONZÁLEZ
INICIA LAS ESCUELAS EN EL BARRIO DEL POLVORÍN

En la historia de las Escuelas  del Barrio de El Polvorín, destaca el mes de julio de 1908, porque el día 10  se bendijeron  inauguraron los edificios provisionales, y el 11 se celebró en la capilla la primera misa y quedó instalado el sagrario.

Don Manuel González había conseguido abrir las Escuelas del Sagrado Corazón de Jesús junto a la Iglesia de San Francisco en el centro de Huelva. Puso el futuro de las Escuelas en manos de D. Manuel Siurot que se le ofreció como maestro.
Pero había que atender a la periferia: “Hay en Huelva,-dice don Manuel- dos barrios apartados del centro de la población, barrios que, por el estado de prosperidad de aquella, cada vez se hacen más populosos; pues bien, en estos barrios, Las Colonias el uno y el Polvorín el otro, no hay iglesia ni escuela; se conoce que aquello pertenece al mundo civilizado porque están establecidos allí dos puestos de la guardia civil”.
(De los edificios primeros alquilados en julio de 1908, se pasó a éstos, como estuvieron en tiempos de D. Manuel y como están hoy)


De los dos barrios, el más abandonado entonces era el del Polvorín: “Hay que tener en cuenta que este barrio del Polvorín comprende tres barriadas bastante pobladas y separadas entre sí; y son: el barrio de la Peste (llamado así por las fábricas de guano allí establecidas y las aguas que, por ser aquel terreno todo de marismas, quedan estancadas), el barrio de Valbueno, situado a lo largo de la carretera de Sevilla y el propiamente Polvorín en donde la Compañía de Río Tinto tiene sus depósitos de minerales”.
Para elevar el nivel cultural y religioso de este barrio, don Manuel empieza por arbitrar soluciones provisionales y de emergencia




No hay comentarios:

Publicar un comentario